2 dic. 2007

CAJA RÁPIDA MEETS HECKATEPEC

El pasado jueves 22 de Noviembre el triunfante Colectivo (es un decir) "Caja Rápida (Máximo 5 Artículos)" se dio una vuelta a Heckatepec a un festival-fracaso a hacer lo que sabe: llenar de cajas. Básicamente, la onda era ir al festival pitero, hacer lo nuestro y luego desentendernos de los organizadores. Fueron más rápidos que nosotros: para cuando nos dimos cuenta ya se habían tomado la molestia de desmontar nuestra pieza, apañándose nuestros $40 de cartón, por lo menos no hubo que ir de vuelta (la lección: Don't mess with Ecatepec). Para la anécdota jocosa, a 5 minutos en coche de llegar al lugar y comenzar la jornada laboral, siendo las nueve de la mañana o más, que se nos muere el coche y hay que esperar al seguro, patrullas del EdoMex (reputísimos) pasaban y no se detenían a ayudarnos. Eventualmente todo se reanudó horas después y comenzamos a trabajar hasta las tres de la tarde. Aún así logramos acabar antes de que soltaran los perros.

En este su blog de confianza, no se suele quemar a nadie, pero como a estos vagos ni los conocen: la fémina de sudadera blanca es la Caro (su mamá, dueña de una vinata, no se mochó con un six -o unos sixes, como Mario Flores dixit- pero patrocinó el cartón), el delincuente de camiseta morada es el Osbaldo (hay un link, revísenlo, recomendado), y de los jóvenes que alzan la mirada hacia la columna el de suéter negro es el Javo y el de camiseta azul el Gabacho. Un servidor, de chaleco y goggles, es inconfundible. Y ya que estamos en esto de quemar a gente, mi "acompañante" de la boda cristiana reclama lo genérico de decirle "acompañante"; aún así, a ustedes, bloggeros infieles, ni les interesa. Aprovecho para saludar.
Pues la cosa era hacer una columna de cajas así todas aplastadas como si soportaran el edificio.

La organización a la mexicain se impuso y hubo que responder con ingenio a la falta de una escalera que llegara al techo. Las cosas cambiaron drásticamente al momento de hacerlas, pero cuándo no.

La verdad es una proeza haberlas subido, así que imagínense el orden de las fotos y no se quejen.


Un servidor saludando con unos sabritones en la mano. Aside, cajas y cajas.

Aquí viendo si le cabía una más. Abajo, atentos, planean cómo jalar la escalera.

Esta me gusta cómo se ve. Duh.

Al final así quedó.

Las pacas de cartón.


La onda era ardua: doblar las cajas de manera que no se vieran las impresiones de la marca y reparar las rotas. Más atrás, una grua y unas sillas.

No sé porqué pero las manos que señalan me recuerdan más un video de Bill Viola que un cuadro viejo y polvoso. Clávense en las direcciones y en el efecto del poste verde atrás.

Como no se podían apilar las cajas, hubo que levantarlas con soga. Ingenio y picardía.


No, en serio, que bién me la pasé ese día.


Y nada. Dudas, comentarios, no sean tímidos. No tiren sus cajas, pagamos mejor precio. Ah sí, en mi hi5 hay unas cuantas fotos más. Conocedores, lléguenle.

4 comentarios:

Miss Pinky dijo...

no se si es arte o no, soy muy muy mala para saber esas cosas, pero me latió mucho mucho, sobretodo el ingenio y la picardía jajaja
besos

Lear dijo...

Oiga, Bob, y ¿además de estas instalaciones de cajas, hacen otras cosas en el colectivo?

Royal Majesty Queque dijo...

Wow, me gustó mucho la construcción (conda el making art), el espacio donde está y a parte las maniobras para dejarlo en pie.

Y me late la idea del video de los focos que brillan que hacen ese simpático sonido de brrrrrrrrrrrrrrrrrrrrr. Son magia.

Saluditos Bob!!!

sirako dijo...

yo colecciono cajas de cigarros.